Terapia de Regresión

La terapia de regresión a vidas pasadas es una técnica psicológica profunda que permite encontrar el origen desconocido de ciertos padecimientos y conflictos existenciales aparentemente irresolubles, buscando la causa de los mismos en otras circunstancias previas al nacimiento biológico, o en otras existencias precedentes.

Durante las sesiones, la persona alcanza de manera consciente, un estado de relajación diferente al de la vigilia habitual, y puede experimentar recuerdos de su infancia, de su estancia dentro del vientre materno, o de situaciones vividas en otras épocas y lugares distintos a los de la existencia actual. Así, el consultante, puede vislumbrar una realidad mayor que, en términos de la psicología transpersonal, significa acceder a estados ampliados deconsciencia.

Mediante las regresiones se pueden trabajar padecimientos como fobias, miedos, ansiedad, enfermedades crónicas, depresión, soledad, angustia, culpa, duelos, personalidades escindidas, orientación vocacional, síndrome del extranjero, abusos, vida intrauterina, adicciones, relaciones de pareja, vínculos familiares, etc.

Se desarrolla en forma totalmente consciente. Cada sesión dura aproximadamente entre 2 y 3hs.

Modalidad terapéutica de 3 sesiones:

Entrevista

Regresión

Reelaboración y devolución

Preguntas frecuentes:

1) ¿Que es una regresión? ¿Para qué se utiliza?

Es una técnica de trabajo transpersonal que permite el acceso a las profundidades del inconsciente para traer a la conciencia las experiencias traumáticas de la problemática actual. ​Se utiliza para ayudar a mejorar la calidad de vida accediendo a las causas de los eventos que dieron origen a la conflictiva del presente. Con las técnicas aplicadas en esta terapia se accede a respuestas en periodos de tiempo más acotados y se logra comprender y dar sentido a muchos sucesos que continúan afectándonos en nuestra existencia actual.
Sea el hecho que provenga de un pasado remoto o reciente, muchas veces es difícil el acceso a esa información a través de los métodos tradicionales. Mediante estas técnicas conseguimos avanzar a niveles más profundos del ser y logramos encontrarnos con aquello que aún hoy procura mostarnos los aspectos más ocultos de nosotros mismos. Si nos permitimos la posibilidad de ampliar nuestra visión de la vida considerando cada existencia como un pasaje más por este mundo físico comprenderemos que toda circunstancia que no haya quedado resuelta de un modo más o menos eficaz terminara finalmente por convertirse en una experiencia desagradable y cuyo sentido, por no haberse comprendido en su momento,  seguirá intentando esclarecerse hasta alcanzar su propia verdad.

2) Cuando se realiza una sesión de regresión, ¿puedo quedarme atrapado en el tiempo-espacio de una existencia anterior?

El término regresión es ambiguo y genérico. No es posible quedar atrapado en ningún lugar porque la persona durante una regresión no va a ningún sitio, no se mueve del diván donde se realiza la experiencia. Lo que aparecen son los recuerdos olvidados, reprimidos, y dejados a un lado por la conciencia y que -únicamente- salen ordenadamente para ser trabajados oportunamente en presencia del terapeuta. La memoria es infinita y almacena información de todas las existencias de una conciencia individual. Las emociones como ya lo menciona la psicologia tradicional son atemporales, es por eso que utilizando las técnicas adecuadas se nos
permite acceder a memorias antiguas, ancestrales, lejanos recuerdos que en este momento debemos esclarecer o enfrentar para que nuestro presente esté libre de condicionamientos….

3) ¿Puede suceder que una vez finalizada una experiencia de regresión nos quedemos tan afectados que no podamos continuar con nuestras vidas habituales?

Lo que sucede en la mayoría de los casos es que las personas durante unos días, a veces un tiempo corto posterior, quedan muy impactadas por que desconocen muchas vivencias que en la regresión comienzan a experimentar desde una óptica muy diferente a la habitual. Jamás esas sensaciones, vivencias o emociones quedan desintegradas de lo cotidiano, es exactamente lo contrario, se produce una reintegración de los aspectos disociados de la personalidad. El sólo hecho de reeditar una experiencia traumática genera alivio inmediato, por lo tanto las personas suelen quedarse pensativas…. “les caen las fichas” de muchos temas
hasta ahora inconexos entre sí, se vuelven más profundas en el conocimiento de sí mismas y realizan “tomas de conciencia” acerca de temas que hasta ese momento no podían llegar a comprender holísticamente.

Como suceso en la vida de mucha gente tiene una doble ventaja: la incorporación de ideas y experiencias que dan un nuevo sentido a la vida y la desactivación total o parcial de síntomas o malestares que arrastraban durante años (o vidas).